Edición Especial No. 5-2006
Salus cum propositum vitae

GC12. DISGENESIA DE CÁMARA ANTERIOR SECUNDARIA A TRANSLOCACIÓN (4;7)(q25:q36). CORRELACIÓN GENOTIPO – FENOTIPO

Laura G. Flores-Peña1, María del Rocío Arce-González, Cecilia Sánchez Guerrero2, Concepción Yerena2. Servicio de Genética1, Coordinación de Servicios de  Pediatría. Laboratorio de Genética2, Centro Médico Nacional “20 de Noviembre”,  ISSSTE. México, D.F.

 lauraflorespena@yahoo.com.mx

Palabras clave: Axenfeld-Rieger, translocación, catarata congénita

Introducción. Las translocaciones recíprocas balanceadas se presentan en 1 de cada 500 individuos y se calcula que aproximadamente el 6% de los portadores pueden tener defectos congénitos significativas, lo que demuestra que algunas de las translocaciones aparentemente balanceadas no son benigna. En ocasiones se presentan características de síndromes genéticos específicos y con herencia autosómico dominantes, ya que se producen rupturas génicas. (1)  El síndrome de Axenfeld-Rieger, es una entidad poco frecuente, autosómico dominante, heterogénea y con expresividad variable; puede ser secundario a mutaciones PITX2, que codifica para un factor de transcripción, localizado en 4q25; el mecanismo de las alteraciones asociadas está relacionado con la detención del desarrollo de estructuras derivadas de células de la cresta neural, incluyéndose segmentos de cámara anterior. (2,3).Se caracteriza por tener manifestaciones oculares como: opacidad corneal relacionados a adherencias iridocorneales, disgenesia del segmento anterior incluyendo hipoplasia anterior de iris, embriotoxón posterior, bandas anormales de iris que cruzan el ángulo de la cámara anterior para unirse a una línea de Schwalbe prominente, glaucoma, ausencia de músculos oculares, proptosis, catarata (3,4) e hipertelorismo; y sistémicas como: dismorfias faciales, hidrocefalia, retraso psicomotor, hernia umbilical con piel redundante periumbilical, alteraciones óseas, dentales. (2,4) Las deleciones en el cromosoma 7 a partir de q35 ocasiones un fenotipo caracterizado por retraso psicomotor y del desarrollo, hipotonía, dismorfias faciales, así como manifestaciones oculares como: epicanto, hipertelorismo,  estrabismo, glaucoma, microftalmia colobomatosa, opacidad  corneal con vascularización, subluxación de cristalino. (3).

Presentar un paciente con translocación (4;7) (q25;q36) y realizar  una correlación genotipo-fenotipo.

Caso clínico. Paciente femenina de 6 años, producto de gesta IV de madre de 39 años y padre de 44 años al nacimiento. Embarazo que cursó con hipertensión manejada desde el tercer mes con alfametildopa. Resuelto a término en cesárea por DCP, respiración y llanto al nacer, peso 3500gr, talla 51 cm. Inicia al nacimiento al encontrarse dismorfias faciales, opacidad corneal y pb. Glaucoma, antecedente de hernioplastía umbilical, motivo por el cual se envía a este centro hospitalario. A la exploración física: (6 años) se observa peso y talla dentro de percentilas normales, frente amplia, cejas arqueadas, perfil facial plano, puente nasal amplio y plano, fisuras palpebrales oblicuas hacia abajo, epicanto interno e inverso, leucoma corneal bilateral, micrognatia, pabellones auriculares con implantación baja, displásicos, con muescas retroauriculares, presencia de dos conductos auditivos externos en forma bilateral de los cuales los inferiores terminan en fondo de saco ciego; redundancia de piel periumbilical.   Ha sido valorada por oftalmología quienes descartaron glaucoma, y encontraron opacidad corneal subepitelial generalizada con malla vascular, catarata bilateral, ORL por hipoacusia conductiva, Neuropediatría por retraso psicomotor y CI 53.  Genética valora por dismorfias faciales y catarata congénita, se realiza cariotipo reportando 46, XX, t(4;7)(q25;q36), cariotipo en ambos padres normal.

Conclusiones. El fenotipo de la paciente es secundario a la translocación antes mencionada y recuerda al síndrome de Axenfeld-Rieger, ya que la paciente presenta retraso mental, dismorfias faciales, hipoacusia, hernia umbilical con redundancia cutánea periumbilical y las alteraciones oculares como cataratas; sin embargo también se observan manifestaciones clínicas descritas en las deleciones terminales de 7q, como el mismo retraso mental, alteraciones auriculares y oculares como la opacidad corneal con vascularización.

Bibliografía.

1. Spinner, N. Emmanuel, B. Deletions and other structural anormalities of the autosomes. Emery and Rimoin´s Principles and practice of Medical Genetics. Rimoin D. et al. Churchill Livingstone. Estados Unidos. 1202-1236.

2. Nischal, K. Developmental anomalies of the anterior segment and globe. Pediatric ophthalmology and strabismus. Wright, K. Spiegel, P. Springer. Estados Unidos. 369-390.

3. Merin, S. Congenital Cataracts. Genetic and metabolic eye disease. Goldberg, M. Little Brown and Company. Estados Unidos. 337-355.

4. Traboulsi, E. Malformations of the anterior segment of the eye. Genetic diseases of the eye. Traboulsi, E. Oxford University Press. Estados Unidos. 81-98.

GC13. DISOSTOSIS ESPÓNDILOCOSTAL O SINDROME JARCHO-LEVIN

1,2García-Castillo Herbert, 1,2Mantilla-Capacho Johanna, 1,2Arnaud-López Lisette, 1,2 , 1,2Barros-Núñez Patricio1.

1División de Genética, CIBO, IMSS. 2Doctorado en Genética Humana, CUCS, Universidad de Guadalajara.  E-mail: herbert_garcia@hotmail.com

Jarcho-Levin, disosostosis, displasia esquelética.

Introducción: La disostosis espóndilocostal o síndrome de Jarcho-Levin (MIM 277300) es una displasia esquelética caracterizada por alteraciones costo vertebrales severas, que pueden presentar o no otras malformaciones como cardiopatía, hidronefrosis, ano imperforado, y defectos de SNC (incluyendo hidrocefalia (1). La mayoría de los pacientes mueren antes del año de edad principalmente por complicaciones pulmonares. Este síndrome se produce por la mutación del gen DLL3 (“delta-like 3 gene”), ubicado en la región 19q13, que codifica para un ligando en la vía de señalización intracelular Notch, que es indispensable para la correcta formación de los somitas en el embrión (2). Cuando es familiar, la enfermedad se transmite principalmente en forma autosómica recesiva y menos frecuentemente en forma dominante. Reportamos una familia en la que sus 3 hijos están afectados con disostosis espóndilocostal que han presentado diferentes evoluciones: Un hijo severamente afectado y 2  hijos con un fenotipo leve, lo cual difiere del curso letal clásicamente descrito en la literatura (3).

Reporte de caso. Masculino de 11 meses, producto del tercer embarazo, normoevolutivo y a término, de padres sanos, jóvenes y no consanguíneos. Pesó al nacer 2725 g, talla 42 cm, Apgar 9-9, hospitalizado por hipoxia perinatal. Sostén cefálico a los 3 meses, sedestación a los 6; actualmente bipedestación con apoyo. Padre consume tabaco y cocaína. Madre G3-P3; un primer producto, que falleció en etapa neonatal por problemas respiratorios, presentó defectos vertebrales y costales iguales al propósito. Una hermana de 6 años de edad se encuentra similarmente afectada.

Examen físico: talla (64 cm.), peso (6 Kg.) y perímetro cefálico (42 cm.) fueron £ a la 3ª percentil. Fisuras palpebrales dirigidas hacia arriba, puente nasal alto, filtrum largo, microretrognatia, cuello corto con limitación de movimientos, tórax corto y estrecho con pectus excavatum severo, escoliosis torácica y lordosis lumbar severa, extremidades normales. Rx: muestran múltiples defectos de segmentación vertebral entre C2 y L3, costillas delgadas irregulares, mostrando múltiples fusiones y amplios espacios intercostales en ambos hemitórax. Tomografía craneal normal. Insuficiencia respiratoria secundaria manejada con oxigenoterapia durante los primeros 6 meses de vida; gamagrafía pulmonar normal. Valoración cardiológica y neurológica normal. Cariotipo 46, XY.

Discusión: Aunque uno de los afectados presentó un fenotipo severo y muerte perinatal como se describe clásicamente, el propósito y su hermana muestran un fenotipo leve de la enfermedad sin otro compromiso sistémico. Esto ejemplifica un curso más favorable de esta condición considerada como letal, y conlleva a la necesidad de ser reservados al brindar un pronóstico acerca del curso de la enfermedad. Además este caso, con 3 hijos afectados, ilustra la necesidad de enfatizar en los riesgos de recurrencia de las enfermedades monogénicas y en comprender el proceso de  percepción e  interpretación del riesgo que llevan a  decisiones reproductivas por parte de los padres.

Referencias.

1. Martinez-Frias ML, Bermejo E, Paisan L, Martin M, Egues J, Lopez JA, Martinez S, Orbea C, Cucalon F, Gairi JM, et al. (1994). Severe spondylocostal dysostosis associated with other congenital anomalies. Am J Med Genet. 51(3):203-12. 2. Turnpenny PD, Whittock N, Duncan J, Dunwoodie S, Kusumi K, Ellard S. (2003). Novel mutations in DLL3, a somitogenesis gene encoding a ligand for the Notch signalling pathway, cause a consistent pattern of abnormal vertebral segmentation in spondylocostal dysostosis. J Med Genet. 40(5):333-9.3.   McCall CP, Hudgins L, Cloutier M, Greenstein RM, Cassidy SB. (1994). Jarcho-Levin syndrome: unusual survival in a classical case. Am J Med Genet. 49(3):328-32.

GC14. CASO CLINICO DE McCUNE-ALBRIGHT

Canuto García-Contreras,  Luis Becerra-Solano, Manuel Díaz-Rodríguez, María  Lourdes Ramírez-Dueñas

CIBO-IMSS, Doctorado de Genética Humana, Universidad de Guadalajara. E-mail:  canuto@mexico.com

Palabras clave: Displasia fibrosa poliostotica, McCune-Albrigh

Introducción. El síndrome de McCune-Albright (OMIM #174800) se caracteriza por displasia fibrosa en región distal de fémur, manifestado con dolor, claudicación o fracturas patológicas; también se presentan lesiones en tibia, iliaco y metatarsianos. En piel puede presentar manchas café con leche de bordes irregulares que se localizan generalmente en un solo lado del cuerpo en tórax, frente, nuca y sacro; en algunos casos la intensidad va paralela  con la alteración ósea. Puede haber afectación endocrina manifestándose con pubertad precoz principalmente en mujeres, en el hombre puede haber ginecomastia.

Es causado por un mosaicismo para una mutación en el gen de GNAS1 que se localiza en 20q13. La mayoría de los casos son esporádicos, existe el  reporte de un caso familiar. Se desconoce su incidencia y prevalecía, es un padecimiento raro que puede pasar de inadvertido o ser erróneamente diagnosticado. Presentamos un caso y sus diagnósticos diferenciales.

Caso Clínico

Paciente masculino de 14 años de edad que acude a consulta por presentar fracturas recurrentes en pierna izquierda. Padre de 48 años y madre de 41 años ambos aparentemente sanos no consanguíneos. Madre G 6,  P 5 y A 1. Antecedentes heredo familiares no relevantes, cuenta con 4 hermanos sanos. Producto del primer embarazo el cual transcurrió sin complicaciones, peso al nacimiento de 4500grs, se desconoce la talla y al Apgar, al nacer presento ictericia. Ha presentado 6  fracturas en pierna izquierda a los 4 años, 4 años 6 meses, a los 6 años, 8 años, 9 años y 12 años  respectivamente.

Exploración Física.

Peso  54 Kg. (percentil 30), Talla 151cm (percentil 10) y Perímetro cefálico 57.2cm (percentil 50). Normocefalo, frente amplia, puente nasal alto, cejas esparcidas, asimetría facial leve, boca normal, paladar alto integro, cuello corto, tórax con pectus excavatus, abdomen y genitales normales, en extremidades se aprecia discreta braquidactilia, mancha café con leche de 6cm X 5cm en muslo derecho con bordes iregulares en cara anterior y superior. No hay evidencia de tumoraciones trayectos en nerviosos.

Radiografía

Presenta cráneo engrosado en diploe, con aspecto de borde de cepillo y en la región frontal aspecto granuloso, tórax con aspecto en (algunas costillas) de arena circunscrita. Se observa lesiones que tienen localización en la diáfisis de apariencia lacunar (hipodensas), alteraciones de la densidad ósea de la tibia izquierda, además es notable la ausencia de callo óseo en la zona de las múltiples fracturas sobre la tibia izquierda (pseudoartrosis).

Discusión

 En nuestro paciente encontramos las lesiones óseas con imagen radiológicas típicas, además la presencia de la mancha café con leche de bordes irregulares lo que nos orienta hacia el diagnostico de síndrome de McCune-Albright, la afectación del sistema endocrino nos apoyaría nuestro diagnostico pero se presenta en el 50% de los casos en mujeres y solo algunos de los hombres. En el diagnóstico diferencial se consideraron: A) La neurofibromatosis tipo I, por la pesudoartrosis y la mancha café con leche, sin embargo las lesiones óseas en la  neurofibromatosis son menos extensas que en la displasia fibrosa poliostotica, pero puede ser difícil de distinguir exclusivamente en las radiologías, también las de neurofibromatosis son por la mayor parte menores, más regulares, y de distribución más uniformemente, y se acompaña  normalmente por los tumores superficiales. B) La Encondromatosis pero las lesiones óseas en este padecimiento, aunque similares por ser de tipo hipodenso, la distribución es distinta, ya que se presentan en las metáfisis y no en la diáfisis como se presenta en la displasia poliostotica; además en la encondromatoosis no hay engrosamiento de la bóveda craneana como en el presente caso. C) Osteogénesis imperfecta, este padecimiento presenta fracturas patológicas, sin embargo, no hay lesiones hipodensas de hueso, ni engrosamiento de diploe.

Bibliografía.

1.Cruz M, Bosch J. (1998). Displasia fibrosa poliostótica con pubertad precoz (McCune-Albright), Atlas Síndromes pediátricos, Pág. 404-405.

2.Online Mendelian Inheritance in Man, OMIM (TM). Johns Hopkins University, Baltimore, MD. MIM Number: {MIM #174800}: { 9/2/2005 }: . World Wide Web URL: http://www.ncbi.nlm.nih.gov/omim/

3.Abs R, Beckers A, Van de Vyver FL, et al. Acromegaly, multinodular goiter and silent polyostotic fibrous dysplasia. A variant of the McCune-Albright syndrome. J Endocrin Invest 1990;13:671-675.

GC15. SINDROME DE CARPENTER, ALBINISMO Y HEPATOBLASTOMA.
REPORTE DE UN CASO

Luis Gómez-Valencia, David Bulnes-Mendizábal, Anastasia Morales-Hernández.

Universidad Juárez Autónoma de Tabasco, Hospital del Niño Dr. Rodolfo Nieto Padrón,  Hospital de la Mujer de la Secretaría de Salud. luigova@yahoo.com.mx

Palabras claves: Carpenter, Albinismo, Hepatoblastoma.

Introducción. El  síndrome de Carpenter o acrocefalopolisindactilia II, se caracteriza clínicamente por craneosinostosis, proptosis ocular, polidactilia y sindactilia (1). El albinismo por su parte, presupone defecto en la producción de melanina, causando ausencia parcial o total de la pigmentación de la piel y anexos, y en la que se han descrito asociaciones con fibrosis pulmonar familiar y defectos de la función plaquetaria (2). El hepatoblastoma es el tumor maligno de hígado más común en recién nacidos. Los trastornos genéticos más frecuentes asociados con hepatoblastoma son el síndrome de Beckwith-Wiedemann y el síndrome de poliposis adenomatosa familiar (3).

Este  trabajo tiene como objetivo presentar el caso clínico de un niño de I año de edad con hepatoblastoma de estirpe histológica de mal pronostico, coexistiendo  albinismo y síndrome de Carpenter

Presentación del caso clínico. Masculino de 1año 6 meses de vida, originario y residente de Paraíso, tabasco, México, producto de la segunda gesta, de padres no consanguíneos, y sin antecedentes  teratogénicos. Desarrollo del embarazo aparentemente normal, de término, parto normal atendido en domicilio por partera. A la exploración física: Cráneo con prominencias laterales y de la región medial frontal, proptosis ocular, con fisuras palpebrales oblicuas, puente nasal aplanado, hipertelorismo y estrabismo, implantación baja de pabellones auriculares, piel con tinte ictérico,  cabello blanco lechoso, abdomen globoso a expensas de hepatomegalia, polidactilea en ambas manos y en el pie derecho. Biometría hemática con hemoglobina de 6.5 g/dl, leucocitos 500 x mm3, plaquetas 40 000 x mm3, la determinación de aminoácidos totales en orina resultaron negativos, el cariotipo en linfocitos de sangre periférica mostró un complemento cromosómico normal 46,XY, no habiendo detectado aberraciones numéricas ni estructurales. Bilirrubina directa 0.2 mg/dl, bilirrubina indirecta 0.6 mg/dl, fosfatasa alcalina 234 UI/L, lactato deshidrogenasa  407 UI/L. Radiográficamente se hace evidente el cierre prematuro de la sutura coronal y metópica, así como un arco orbitario pequeño; se observa también un crecimiento no usual de la silueta cardiaca, con aumento del botón aórtico.  El estudio histopatológico de masa hepática la reportó como hepatoblastoma de tipo mixto con patrón histológico mesenquimatoso. Al análisis microscópico del cabello se encontró escasa distribución de melanina..

Discusión. La acrocefalopolisindactilia tipo II se ha descrito en asociación constante con retraso mental, sin embargo, Frias y cols (3) reportaron dos pacientes con síndrome de Carpenter e inteligencia normal, indicando que la deficiencia mental no necesariamente es componente de este síndrome. Otras asociaciones encontradas fueron la osteogénesis imperfecta y el cráneo en trébol (1).  EL Hepatoblastoma es un tumor rápidamente progresivo,  la variedad embrionaria y mixta tienen mal pronostico al contrario de la variedad fetal, su manejo definitivo es la resección,  junto con apoyo de quimioterapia respondiendo favorablemente (4). Los autores del presente trabajo no hallaron asociación del síndrome de Carpenter con fragilidad ósea, ni poliposis adenomatosa, sin embargo, el paciente si comparte desde el punto de vista clínico la proptosis ocular y el cráneo en trébol.

Conclusión. El presente caso parece corresponder, desde el punto de vista clínico, al síndrome de Carpenter en el cual coexisten la despigmentación  de piel y anexos, y  hepatoblastoma.

Bibliografías.1. Amor Dj, Savarirayan R, Schneider AS, y cols. New case of Cole-Carpenter syndrome. Am J Med Genet 2000; 92(4): 273-7.2. Davies BH, Tuddenham EG. Familial pulmonary fibrosis associated with oculocutaneous albinism and platelet function defect. A new syndrome.  Q J Med. 1976; 45(178): 219-32. 3. Frias JL, Felman AH, Rosenbloom AL, Finkelstein SN, Hoyt WF, Hall BD. Normal intelligence in two children with Carpenter syndrome. Am J Med Genet 1978; 2(2): 191-9. 4. Steenman M, Westerveld A, Mannens M. Genetics of Beckwith-Wiedemann syndrome-associated tumors: common genetic pathways. Genes Chromosomes. Cancer 2000; 28(1): 1-13.   

GC16. SINOSTOSIS RADIOCUBITAL COMO PARTE DEL SÍNDROME DE TSUKAHARA.

Juan Carlos Huicochea-Montiel, María Antonieta Araújo-Solís.

Servicio de Genética Médica Hospital de Pediatría Centro Médico Nacional Siglo XXI. IMSS México, D. F. jchmontiel@yahoo.com.mx

Palabras clave: Tsukahara syndrome ,radio-ulnar synostosis.

Introducción. La sinostosis radiocubital es una anomalía que puede presentarse de manera aislada o formando parte de diversos síndromes de etiología monogénica o cromosómica. Asimismo se ha reportado asociada con diversas alteraciones esqueléticas. Entre las entidades mencionadas se encuentra el síndrome de Tsukahara, que cursa con sinostosis radiocubital, microcefalia, escoliosis, clinodactilia de quintos dedos de las manos, talla baja y retraso mental entre sus principales características.

El objetivo del presente trabajo es dar a conocer un caso de síndrome de Tsukahara, del cual sólo se encontraron informes sobre 3 pacientes en la literatura mundial.

Material y Métodos. Paciente femenino de 4 años de edad. Hija de padres no consanguíneos sin antecedentes de alteraciones morfológicas  ni retraso mental por ambas ramas parentales. Es producto de GIII, Se detectó mediante ultrasonografía retraso en el crecimiento intrauterino, nace a término con peso de 1850gr, talla 47cms, Apgar 6/7. Fue intervenida por luxación congénita de cadera derecha a los ocho meses de edad.

Exploración física actual: Peso 9,000 gr (< percentila 3), talla 93 cms (< percentila 3) perímetro cefálico 45 cms (< percentila 3). Microcefalia, cráneo simétrico, frente amplia, fisuras palpebrales horizontales, íntegras, puente nasal amplio, no deprimido, nariz afilada, filtrum hipoplásico, labios delgados, paladar alto íntegro, micrognatia, implantación baja de pabellones auriculares, cuello estrecho,  aumento de la xifosis dorsal, escoliosis de concavidad izquierda, abdomen blando, depresible sin visceromegalias ni defectos en la pared, genitales externos femeninos normales para la edad, extremidades superiores con limitación para la  prono-supinación, las manos con dedos cortos, clinodactilia de quintos dedos, en extremidades inferiores con buena movilidad de articulaciones, en pies dedos cortos con sobreposición de segundo sobre tercer dedo.

En radiografías se encuentra sinostosis radiocubital tipo 1 bilateral, displasia del desarrollo de la cadera derecha, hipoplasia de las falanges medias de los dedos de los pies, hipoplasia de la falange media de los 5tos dedos de ambas manos. La edad ósea se reportó  disrítmica, ultrasonografía renal con resultado normal. Se excluyó causa renal de la talla baja. Cariotipo 46, XX. La valoración cardiológica no demostró alteración estructural. Valoración psicológica que refirió retraso en el lenguaje con edad de maduración de tres años y cinco meses y en el área social con edad de maduración de dos años y ocho meses.

Resultados. Con los datos observados en esta paciente se integró el diagnóstico de síndrome de Tsukahara. Se refiere en la literatura variaciones en cuanto al fenotipo con respecto a la alteración intelectual y a nivel craneofacial, por lo tanto se deben considerar variantes establecidas por otros autores en donde se tiene todas las características de la entidad pero sin la alteración en el desarrollo o con cambios en el fenotipo.

Conclusiones. La sinostosis radiocubital se ha descrito asociada con diversas alteraciones esqueléticas como es la luxación de cadera, que también presentó nuestra paciente, sin embargo, en este caso se han presentado otras alteraciones que hicieron tomar en cuenta la posibilidad diagnóstica del síndrome de Tsukahara en base a la apariencia craneofacial y las alteraciones esqueléticas además del retraso en el desarrollo. En la literatura se refiere que existen diversas entidades que se sobreponen en cuanto a sus características clínicas, pero el hecho de que la paciente no tenga alteraciones retinianas y que la valoración psicológica no haya demostrado retraso mental importante, nos han permitido considerar como la opción más fidedigna a la entidad mencionada, El síndrome de Tsukahara ha sido una entidad de reciente descripción, por lo que la descripción de pacientes adicionales permitirá realizar una descripción más detallada del fenotipo, lo que también posibilitará la localización de un defecto molecular específico y además permitirá otorgar un asesoramiento genético más específico.

Agradecimientos.  El estudio de esta paciente se realizó gracias a la colaboración mostrada por parte de la familia involucrada, otorgando su consentimiento para este fin.

Bibliografía.

Rizzo R, Pavone V, Corsello G. et al. (1997) Autosomal Dominant and Sporadic Radio-Ulnar synostosis. Am J Med Genet 68: 127- 134.

Tsukahara M, Matsuo K, Furukawa S. ( 1995) Radio-Ulnar Synostosis, Short Stature, Microcephaly, Scoliosis, and Mental Retardation. Am J Med Genet. 58: 159-160.

Udler Y. Halpern G, Shohat M, et al. (1998) Tsukahara Syndrome of Radioulnar Synostosis, Short Stature, Microcephaly, Scoliosis, and Mental Retardation. Am J Med Genet. 80: 526-528.

Selicorni A, Ferrarini A, Cagnoli G, et al. (2005) Additional Case od Tsukahara’s Syndrome or new syndrome: Further delineation of the association of microcephaly and Radio-Ulnar synostosis. Am J Med Genet. 132(2):189-190.

GC17. SÍNDROME LARSEN: REPORTE DE UN CASO

Evelia Leal-Ugarte1, Nelly Macías-Gómez2, Patricio Barros-Núnez2.

1Unidad Académica de Ciencias de la Salud  y Tecnología-Universidad Autónoma de Tamaulipas, 2CIBO-IMSS. elugarte@uat.edu.mx.

Palabras clave: Articulación, luxación, facies.

Introducción. El síndrome Larsen (SL) fue descrito como una displasia esquelética (osteocondrodisplasia) y una facies característica (1) Es un desorden heterogéneo (autosómico dominante o recesivo), las carcterísticas clínicas que lo definen  son: luxación bilateral de codos, rodillas, caderas, hombros y dedos, genu recurvatum, acortamiento de metacarpianos, dedos largos,  pulgares espatulados, cara plana y redonda, hipoplasia medio-facial, hipertelorismo, puente nasal deprimido, paladar o úvula hendida, nariz pequeña, talla baja, anomalías cardiacas, genitales y vertebrales (2). El gen se ha localizado en la región cromosómica 3p21.1, identificando al locus  (LAR1) en la proximidad de, pero distinto al locus COL7A1 (3). Se han reportado dos casos con deleción de 6p23 y trisomía parcial de 1q32 y 1q42 con fenotipo de SL,  asimismo fueron analizados 11 casos con anillo del 6 con puntos de ruptura en 6p24 y ninguno presentó luxación en articulaciones (4). Por otro lado se han reportado casos con mosaicismo somático o germinal (5).

El diagnóstico diferencial se hace principalmente con  el síndrome  Oto-palato-digital tipo I, Atelosteogénesis tipo III, y con el Síndrome Desbuquois (2). El caso que se presenta, muestra un  modo de herencia  no antes reportada.

Reporte del caso. Femenino de 2 años 7 meses de edad, producto del segundo embarazo, normoevolutivo obtenida por cesárea, peso al nacimiento de 2,460 gr, el primer embarazo fue pretérmino y falleció a los 4 meses de edad por problemas respiratorios, madre de 33 y padre de 29 años. No consanguíneos. Refiere la madre que su primera hija y un familiar mostraron características fenotípicas similares a la paciente. A la exploración física se observa: Cara plana y redonda, frontal abombado, nariz pequeña, puente nasal plano, filtrum largo, boca pequeña, pabellones auriculares de baja implantación, cuello corto, tórax angosto con pectum carinatum,  escoliosis, acortamiento rizomélico de miembros superiores e inferiores, deformidad en pies, primer ortejo ancho. Las radiografías mostraron: escoliosis y fusión vertebral a nivel torácico, hipolasia vertebral y posibles hemivértebras, metáfisis ensanchadas de huesos largos, luxación de cadera y rodilla. Los resultados de laboratorio reportaron: Tamizaje metabólico normal y  Cariotipo 46 XX.

Discusión. El SL es considerado un desorden  heterogéneo con variación en la expresión fenotípica, siendo las características clínicas constantes la presencia de luxación en varias articulaciones y una facies característica.  Manifestaciones observadas en esta paciente y en su hermana, la cual falleció a la edad de cuatro meses, asimismo refiere la madre la presencia del mismo fenotipo en la tía paterna del propositus, lo cual demuestra la amplia variabilidad fenotípica intrafamiliar que presenta el SL. Proponiendo una herencia autosómica dominante con penetrancia incompleta.


Fig. 1. Paciente con síndrome Larsen mostrando facies característca, cuello corto, tórax con pectum carinatum y luxación en diferentes articulaciones.

Bibliografía

1. Larsen LJ, Schottstaedt ER, Bost CF. (1975) Multiple congenital dislocations associated with characteristic facial abnormality. J Pediatr 37: 574-581

2. Becker R, Wegner RD, Kunse J, Runker S, Vogel M, Entezami M. (2000) Clinical variability of Larsen syndrome: diagnosis in a father after sonographic detection of a severely affected fetus. Clin Genet 57: 148-150 

3. Vujic M, Hallstensson K, Wahstrom J, Lundberg A, Langmaack C, Martinson T. (1995) Localization of gene for autosomal dominant Larsen syndrome to chromosome region 3p21.1-14.1 in the proximity of, but distinct from, the COL7A1 locus. Am J Human Genet 57: 1104-1113

4. Pierquin G, Van Regemorter N, Havez-Delatte, Fourneau C, Bormans J, Foerster M, Damis E, Cremer-Perlmutter N, Lapiere CM, Vamos E. (1991) Two enrelated children with partial trisomy 1q and monosomy 6p, presenting with the phenotype of the Larsen syndrome. Hum Genet 87: 587-591

5. Petrella R, Rabinowitz JG, Steinmann B, Hirschhorn K. (1993) Long-term-follow-up of two sibs with Larsen sydrome possibly due parental germ-line mosaicism. Am J Med Genet 47: 187-197

GC18. MUCOPOLISACARIDOSIS: EXPERIENCIA EN EL INSTITUTO NACIONAL DE PEDIATRÍA

Esther Lieberman Hernández, Alejandra Muench Spitzer, Victoria del Castillo Ruíz. 

Departamento de Investigación en Genética Humana.  Instituto Nacional de Pediatría.  SS.  México D.F.  E-mail:  estherlieberman@yahoo.com.mx 

Palabras clave mucopolisacaridosis, acúmulo lisosomal

Introducción.  Las mucopolisacaridosis (MPS) conforman un grupo heterogéneo de errores innatos del metabolismo enzimático lisosomal, caracterizados por la acumulación de  glicosaminglicanos (GAGs) en diversos órganos.  La clasificación de las MPS se basa en el tipo de GAG almacenado que a su vez depende de la enzima deficiente. Las MPS se dividen en:  MPS I o Síndrome de Hurler / Hurler-Scheie / Sheie, MPS II o Síndrome de Hunter, MPS III o Síndrome de San Filippo,  MPS IV o Síndrome de Morquio,  MPS VI o Síndrome de Maroteaux-Lamy, tipo VII o Síndrome de Sly y  MPS IX o Deficiencia de Hialuronidasa.   El curso de la enfermedad es crónico, progresivo e irreversible, con afección multisistémica característica en cada subtipo por lo que el abordaje médico debe ser integral. 

Objetivos.   Conocer la frecuencia de pacientes con  MPS en el Instituto Nacional de Pediatría.  Establecer la frecuencia de cada uno de los tipos de MPS.  Caracterizar el cuadro clínico de los pacientes afectados.  Analizar la metodología usada para establecer el  diagnóstico de MPS.    .

Material y Métodos.  Se estructuró una hoja de recolección de datos:  ficha de identificación, , antecedentes familiares, cuadro clínico, método diagnóstico, clasificación del tipo de mucopolisacaridosis, tratamientos, seguimiento en el INP.  Se captaron a todos los pacientes con diagnóstico de Mucopolisacaridosis  del Departamento de Investigación en Genética Humana del  INP y registrados en el Archivo Clínico del Instituto hasta Febrero de este año.

Resultados  Se captaron 60 pacientes con diagnóstico de Mucopolisacaridosis.  13 mujeres y 47 varones, de edades que oscilaban entre 4 pacientes menores a 1 año hasta un paciente captado a los 18 años,  18 casos venían de comunidades pequeñas y 13 contaban con antecedente de consanguinidad, 32 casos eran esporádicos y en 28 había recurrencia familiar.   Se presenta mediante tablas la clasificación de los pacientes según el tipo de MPS que presentan,  el análisis del cuadro clínico de los pacientes así como el método utilizado para establecer el diagnóstico definitivo.                         

(A) (B)

Fig.1  Dos pacientes con Mucopolisacaridosis.  (A) MPS IV. (B) MPS III

Conclusiones  Las MPS son un grupo de errores del metabolismo lisosomal, la clasificación de los pacientes en los diferentes tipos de MPS es necesaria para su adecuado abordaje, tratamiento  y asesoramiento.  La aparición de nuevas terapias  como el reemplazo enzimático en la MPS I ofrecen nuevas perspectivas pronósticas para los pacientes.

Bibliografía

Wraith J.E., The muchopolisaccharidoses:  a clinical review and guide to management..Archives of diseases in Childhood.  1995; 72: 263 – 267

C. Scriver et al. The Metabolic and Molecular bases of Inherited Disease, 8th edition. New York. Mc Graw –Hill, 2001; 127 – 138.

Kakkis E.D et al.  Enzyme replacement therapy in mucopolysaccharidoses.  N Engl J Med. 2001; 344: 182-188.

GC19. NEVO GIGANTE PIGMENTADO DE CÉLULAS PILOSAS (GPHN) REPORTE DE UN CASO CLINICO

César Martínez Rodríguez, Miguel Angel Enríquez Guerra, Ilia Puig Ponce de León.

Cuerpo Académico de Ciencias de la Salud; Departamento de Genética, Facultad de Medicina. Benemérita Universidad Autónoma de Puebla.

shezard_7@hotmail.com           maenriq@siu.buap.mx

Palabras clave: Nevo gigante pigmentado, GPHN, nevo congénito.

Introducción. Los nevos son lesiones en la piel que están presentes al nacimiento. Se clasifican de acuerdo al tamaño, considerándose gigantes cuando su tamaño es igual o exceden a los 20 cm. Pueden presentarse en casi cualquier parte del cuerpo. Se presentan en el 1% de los recién nacidos.¹∙²

El objetivo del presente fue presentar un caso clínico de GPHN y establecer la necesidad de realizar estudios a nivel  molecular del mismo.

Presentación del caso: Recién nacida por operación cesárea a término, Apgar de 8-9-10, 3.200 Kg. de peso, midió 50 cm. de estatura, producto de madre de 24 años originaria de la ciudad de Puebla, 2 embarazos anteriores a término, sin antecedentes semejantes, negativa la consanguinidad en los cónyuges. Se reconoció por exploración directa una mancha de color negruzco-grisácea y en otras zonas de color marrón de superficie áspera rugosa, con pelo grueso de aspecto tumoral, ambas cubriendo más del 80% de la superficie corporal. Se determinó como nevo congénito gigante de células pilosas por diagnostico clínico e histopatológico, se  practicó estudio cromosómico tomando una muestra de sangre de la vena yugular en el cual se encontró,  por las técnicas ordinarias un complemento cromosómico 46 XX  normal para una mujer. Se observaron numerosos rompimientos cromosómicos predominando los “gaps” y las roturas, estimándose este hallazgo como anormal. No fue posible estudiar metafase alguna y el método de bandeo falló.

Discusión: Se había pensado que no hay contribución genética a la etiología. Sin embargo, Goodman et al. (1971) estudió las familias de 3 pacientes y encontró en cada  una; parientes con múltiples lunares pigmentados pequeños.² Por lo que se sugiere que por lo menos algunos casos de GPHN pueden ser determinados por un  gen autosómico dominante de expresividad variable.

El resultado reportó cariotipo normal para una mujer por técnicas ordinarias y número anormal en cuanto a los defectos estructurales hallados.

Fig.1.Paciente femenino con GPHN.

El nevo se extiende desde el occipucio hasta la parte mas baja de la espalda, con afectación de glúteos y región vulvar.

Fig.2. Nótese el aspecto negruzco-rugoso y las dimensiones del mismo.

Conclusiones: El dato se estimó como compatible con las cromosomopatías halladas en neoplasias malignas. Se requiere la realización de estudios posteriores para determinar la relación entre GPHN con su componente genético, además de su asociación con neoplasias malignas.³

Bibliografía:

1. Tannous ZS, Mihm  MC Jr, Sober AJ, Duncan LM. 2005. Congenital melanocytic nevi: clinical and histopathologic features, risk of melanoma, and clinical managementJ Am Acad Dermatol. Feb,52(2):197-203.
2. Goodman, R. M, Caren J, Ziprkowski  M, Padeh B, Ziprkowski L, Cohen B. E. 1971. Genetic considerations in giant pigmented hairy naevus. Brit. J. Derm. 85: 150-157

3.  Fraitag S. Melanocytic nevi in children. 2004.
Ann Pathol. Dec;24(6):587-604.

GC20. NEVO EPIDÉRMICO ASOCIADO A RAQUITISMO HIPOFOSFATÉMICO

Paola Medina-Luna, Bárbara Asch Daich, Carola Durán McKister, Victoria del Castillo-Ruiz, Ariadna González del Ángel.

Instituto Nacional de Pediatría. E-mail: paola7702@yahoo.es

Palabras clave: facomatosis, raquitismo hipofosfatémico, genodermatosis.

Introducción: El síndrome de nevo epidérmico es una entidad congénita rara asociada a alteraciones en diferentes órganos (1). Es un espectro de lesiones dérmicas congénitas que incluyen lesiones verrucosas, acompañadas o no de eritema, distribuidas sobre las líneas de Blaschko, generalmente son extensas y se nombran con relación al  componente sebáceo o queratótico que predomina. El 33% de los pacientes presentan un componente mixto (1,2). Se cree que síndromes como Proteus, CHILD, Scimmenlpenning y la facomatosis pigmentoqueratótica pueden agruparse dentro de este síndrome.  La asociación de nevo epidérmico con raquitismo hipofosfatémico resistente a vitamina D se ha reportado sólo en 15 pacientes y aún no se conoce con certeza su fisiopatología (1,3).

Los objetivos de este trabajo son: Describir la asociación encontrada en una paciente con nevo epidérmico y raquitismo hipofosfatémico, así como describir el mecanismo mutagénico que se propone para explicar la asociación de éstas  2 entidades.

Caso clínico: Paciente femenino de 11 años 6 meses, GII, madre de 33 años y padre de 38 años al nacimiento, sanos, no consanguíneos. Embarazo normoevolutivo en control prenatal desde el segundo mes. Obtenida por cesárea por sufrimiento fetal agudo por doble circular de cordón. Peso 2800g, talla 50cm, se desconoce Apgar.  Adecuado desarrollo psicomotor. P.A. inicia al nacimiento con presencia de nevo extenso en cara, cuello y tórax posterior. Es conocida en el Instituto Nacional de Pediatría  a  los 6 años 6 meses. EF: Peso y talla bajos, normocéfala, frente amplia, fisuras palpebrales oblicuas, nariz bulbosa, labios gruesos, paladar alto íntegro. Dermatosis diseminada principalmente en hemicara izquierda, piel cabelluda, cara lateral izquierda de cuello y tronco posterior con neoformaciones polimorfas, papulares y verrucosas, manchas hipopigmentadas café claro y otras puntiformes oscuras, en piel cabelluda es más aplanada, amarillenta con alopecia cicatricial. Escoliosis dorsal derecha, sin soplos cardiacos, abdomen sin megalias, genitales femeninos normales. Extremidades con trofismo y reflejos disminuidos,  pliegues aberrantes en palmas. Extremidades inferiores asimétricas a expensas de acortamiento de  miembro pélvico derecho de 1.1cm por contractura en flexión de cadera ipsilateral y genu valgo bilateral.

Las pruebas serológicas y urinarias muestran hipofosfatemia, fosfatasa alcalina elevada y fosfaturia. Tamiz metabólico normal. Cariotipo en sangre periférica y fibroblastos normales. Edad ósea  atrasada 2 años. Gamagrafia tiroidea y paratiroidea sin alteraciones. TAC cerebral normal. US renal con nefrocalcinosis. Serie ósea con osteopenia severa difusa, fracturas antiguas pobremente consolidadas y angulación de huesos largos.

Evolución: Se mantiene en seguimiento multidisciplinario. Se realizó cirugía para alineación de genu valgo en el 2004 con evolución tórpida que limita la marcha desde hace 1año. Recibe tratamiento con hormona de crecimiento, colecalciferol y fosfatos orales con respuesta parcial.

Conclusiones: El nevo epidérmico es un conjunto de enfermedades de diferente origen genético cuyo diagnóstico se basa en las características clínicas e histológicas del nevo. Posee gran heterogeneidad clínica por lo que es difícil establecer diagnósticos precisos que permitan reconocer posibles riesgos de degeneración maligna  y establecer diagnósticos diferenciales. De acuerdo con el Dr. Happle, comparten como característica el mosaicismo (1), el cual hipotéticamente se establece en un embrión doble heterocigoto que por una recombinación postcigótica da origen a 2 poblaciones celulares homocigotas, produciendo el fenómeno clínico conocido como twin-spot (3). La asociación con raquitismo hipofosfatémico no es clara y sólo se ha descrito en 15 casos, una teoría que puede explicar esta asociación es que se trate de síndrome de genes contiguos. Por lo anterior es importante describir clínicamente más casos, analizar posibles mecanismos etiopatogenicos y su correlación  molecular.

Agradecimientos: Agradecemos al Dr. Rudolph Happle por la aportación al análisis del presente caso.

Bibliografía

1.- Sanae E., et al. Epidermal Nevus Syndrome associated with adnexal tumors, spitz nevus, and hypophosphatemic Rickets. Pediatr Dermatol 2005; 22 (1) 48-54.

2.- Sybert V 1997. Epidermal nevus. En: Geneitic skin disorders. Motulsky A. Oxford, NY. 504-507.

3.- Tadini G, Happle R., et al. Phacomatosis Pigmentokeratotica: report of New cases and further delination of the syndrome. Arch Dermatol 1998; 134 (3) 333.

GC21. SINDROME FACIO-AUDIO-SINFALANGISMO

Susana Monroy-Santoyo, Victoria del Castillo-Ruiz, Ariadna González del Angel. 

Laboratorio de Investigación en Genética Humana, Instituto Nacional de Pediatría., México, D.F., e-mail: susie_monroy@hotmail.com

Palabras clave: gen Noggin, sinostosis múltiple, proteínas BMPs

Introducción: El síndrome facio-audio-sinfalangismo o sinostosis múltiple es una entidad autosómica dominante caracterizada por la anquilosis de las articulaciones intefalángicas proximales, fusión de los huesos de carpo y tarso, sordera conductiva y facies característica que incluye nariz de forma hemicilíndrica ancha, con narinas hipoplásicas y bermellón delgado. La causa de este desorden en la morfogénesis articular es por una mutación heterocigota en el gen noggin humano (NOG), que codifica para una proteína antagonista de proteínas morfogenéticas óseas (BMPs, bone morphogenetic proteins) (1).

Caso Clínico: Paciente masculino de 4 años y 9 meses de edad, adoptado. Desde su adopción, a los 2 meses de edad, se detecta anquilosis de las articulaciones interfalángicas proximales y distales del 2° al 4° dedo de ambas manos, con ausencia de pliegues y dificultad para la realización de pinza. Peso Pc 50, Talla Pc 10/25, perímetro cefálico ligeramente <Pc 3, frente estrecha con hipertricosis, fisuras palpebrales rectas con epicanto interno, estrabismo convergente bilateral, puente nasal ancho, narinas discretamente hipoplásicas, filtrum aplanado, labio superior delgado, paladar y úvula íntegros, pabellones auriculares bien conformados e implantados, cuello cilíndrico sin alteraciones de movilidad, tórax ancho, discreto pectum carinatum, mesocardio, abdomen y genitales sin alteraciones, brazo sin limitación a la prono supinación, manos con leve braquidactilia, ausencia de pliegues de flexión en 2°, 3° y 4° dedos, con anquilosis de las articulaciones interfalángicas proximales y distales de forma bilateral, camptodactilia del 5° dedo bilateral, pies sin alteraciones, dorso íntegro.

Se realizó serie ósea reportando los siguientes hallazgos: cráneo, columna, cadera y huesos largos sin alteraciones,  manos con 1° metacarpianos incurvados y con centros de osificación cerrados, ausencia de espacio articular interfalángico proximal del 2° al 4° dedos, hipoplasia de falange media y distal, así como fusión entre ellas en 5° dedo bilateral, pies con fusión metatarsiana extensa. TAC cerebral sin alteraciones. En estudios de audiología se evidenció hipoacusia conductiva bilateral; coeficiente global del desarrollo de 80% con retraso en área de leguaje.

Discusión: Dos de las características cardinales observadas en el síndrome facio-audio-sinfalangismo,  la anquilosis articular y la sordera, también se pueden presentar en el sinfalangismo proximal. El síndrome facio-audio-sinfalangismo tiene síntomas más severos que el último, incluyendo braquidactilia, falanges medias hipoplásicas o ausentes, pectum carinatum y rasgos faciales característicos observados en el paciente, así como dislocación de la cabeza del radio y limitación en la movilidad cervical por fusión vertebral. A nivel de biología molecular se ha descubierto que ambas patologías son alélicas, con actividad residual de la proteína para el sinfalangismo proximal y ausencia total de proteína funcional para el síndrome facio-audio-sinfalangismo. Estas mutaciones de sentido erróneo causan alteraciones en el plegamiento, estabilidad y actividad de la proteína noggin (2).  Al existir haploinsufficiencia de noggin las BMPs no son inhibidas durante la embriogénsis, produciéndose un exceso de reclutamiento de condorcitos, formando placas de crecimiento de mayor tamaño. Las mutaciones de NOG también juegan un papel importante en el desarrollo y crecimiento postnatales; la fusión prematura de las placas de crecimiento puede contribuir con la disfunción articular y las características faciales también pudieran asociarse con mutaciones de NOG, dado que noggin, las BMPs y el ácido retinóico tienen un importante desempeño en el desarrollo de las estructuras frontonasal y maxilares en algunas especies (3). En pacientes con anquilosis de la cadena de huesos del oído causada por mutaciones en NOG sometidos a cirugía para la liberación del estribo,  los factores genéticos pueden influir tanto en dicha fijación durante el desarrollo como en el proceso de cicatrización anómalo, explicando la incapacidad de la proteína noggin mutante para inhibir la neoformación ósea (4).  A los pacientes que se evalúa inicialmente por sinfalangismo o sordera conductiva hereditaria se les debe abordar de manera integral buscando datos que  pudieran orientar al clínico sobre la presencia de un síndrome esquelético asociado a mutaciones en NOG.

Bibliografía: 1. Takahashi T, Takahashi I, Komatsu M, et al. (2001) Mutations of the NOG gene in individuals with proximal symphalangism and multiple synostosis syndrome. Clin Genet 60: 447-451

2. Groppe J, Greenwald J, Wiater E, et al. (2003) Structural basis of BMP signaling inhibition by Noggin, a novel  twelve-membered cystine knot protein. The Journal of Bone and Joint Surgery. 85-A (suppl 3): 52-58.

3. Brown DJ, Kim TB, Petty EM, et al. (2002) Ausosomal dominant stapes ankylosis with broad thumbs and toes, hyperopia and skeletal anomalies is caused by heterozygous nonsense and frameshift mutations in NOG, the gene encoding noggin. Am J Hum Genet 71: 618-624.

4. Brown DJ, Kim TB, Petty EM, et al (2003) Characterization of a stapes ankylosis family with a NOG mutation. Otology & Neurotology 24: 210-215.

GC22. SÍNDROME MARSHALL SMITH.
PRESENTACIÓN DE UN CASO Y REVISION DE LA LITERATURA.

José A. Nastasi-Catanese, Lisette Arnaud-López, Johanna Mantilla-Capacho,

Manuel Díaz-Rodríguez, Luis E. Becerra Solano, Luis Eduardo Figuera.

CIBO CMNO IMSS Guadalajara Jalisco. Doctorado de Genética Humana, CUCS UdeG, Guadalajara, Jal.

E-mail: lef@koch.mb.udg.mx.

Palabras clave: Marshall-Smith, Síndrome, Caso clínico.

Introducción. El síndrome Marshall Smith es un padecimiento caracterizado por maduración esquelética generalizada, dificultades respiratorias, retraso en el crecimiento, retardo mental y facies dismórfica, que incluye: frente prominente, escleras azuladas, proptosis ocular, puente nasal deprimido y micrognatia, y en la mayoría de los casos con muerte temprana por infecciones respiratorias (1-3).  Fue descrita por primera vez por Marshall en 1971, en donde describe 2 infantes con facies peculiar, edad ósea avanzada y retraso del crecimiento (2,3).

Se describe una paciente originaria de México con una evolución favorable con el diagnóstico de síndrome Marshall Smith.

Descripción de caso clínico. Paciente femenino de 17 meses de edad quien fue enviado por presentar dismorfias faciales. Es producto de V gestación, II para, II cesáreas y I aborto en el primer trimestre de gestación. Embarazo controlado presentó 2 infecciones urinarias tratadas con ampicilina y óvulos. Parto por cesárea de término, sin complicaciones, peso al nacer de 3200 gr, se desconocen talla y APGAR al nacimiento. No hipoxia neonatal, se dio de alta al binomio antes de las 24 horas. Madre de 36 años y padre de 40 años aparentemente sanos, tabaquismo, alcoholismo y uso de cocaína en el padre, sin consanguinidad parental. Padre presenta hipoacusia no congénita. Hermano de 2 años y medio con retraso en el lenguaje. Sin otros antecedentes familiares de importancia.

Desarrollo psicomotor: sostén cefálico 5 meses, sedestación 7 meses, deambulación 13 meses. La paciente presenta sordera congénita.

Somatometría: Peso 10.7 Kg, talla 76 cm y PC de 45.2 cm, SI 35 cm, distancia intercantal interna 2.05 cm, distancia intercantal externa 6.71 cm. longitud de fisuras palpebrales 2.25 cm. Distancia interpupilar de 3.45 cm.

Examen físico:  Normocéfala, frente ligeramente prominente, cejas largas, estrabismo convergente en ojo derecho, epincanto inferior bilateral, escleras grisáceas, puente nasal aplanado, con nariz muy pequeña y narinas antevertidas, hipoplasia medio-facial severa, filtrum largo, muy marcado y profundo, mejillas con panículo adiposo abundante, dentición con presencia de 2 incicivos superiores y 2 inferiores (dentición retrasada), paladar hendido submucoso, pabellones auriculares ligeramente antevertidos, pabellón auricular derecho que presenta la cruz del hélix que atraviesa la concha, tórax, abdomen y genitales sin alteraciones aparentes, extremidades superiores con pliegue único transverso en mano izquierda, extremidades inferiores 2do dedo sobrepuesto sobre 1ero y 3er dedo. Ligera hiperelasticidad de articulaciones. Radiografías muestran ligero aumento de densidad ósea en cráneo, platispondilia ligera con muescas en región anterior de las mismas, ensanchamiento metafisiario ligero de huesos largos y fémures ligeramente incursados. Edad ósea de 3 años.

Discusión. El Síndrome Marshall Smith es un padecimiento esporádico. Han sido descritos al menos 33 casos a nivel mundial (1). El cuadro clínico de la paciente concuerda con las características clínicas de este síndrome, pero con la particularidad de una presentación clínica muy favorable. La paciente no ha presentado problemas en la alimentación, ni afecciones respiratorias hasta los actuales momentos, en cambio la mayoría de los casos presentan problemas respiratorios con la consecuente muerte temprana de los pacientes. En otros casos se ha reportado una fragilidad ósea severa pero con una sobrevida mayor (4). En nuestra paciente aunque presenta disminución de la densidad ósea, aun o ha presentado fracturas o desviaciones importantes de huesos largos.

Bibliografía.

1. Adam MP, Hennekam RC, Keppen LD, Bull MJ, Clericuzio CL, Burke LW, Ormond KE, Hoyme EH. (2005). Marshall-Smith syndrome: natural history and evidence of an osteochondrodysplasia with connective tissue abnormalities. Am J Med Genet A. 137(2):117-24.

2. Marshall, R. E.; Graham, C. B.; Scott, C. R.; Smith, D. W. (1971). Syndrome of accelerated skeletal maturation and relative failure to thrive: a newly recognized clinical growth disorder. J. Pediat. 78: 95-101.

3. Online Mendelian Inheritance in Man, OMIM (TM). Johns Hopkins University, Baltimore, MD. MIM Number: 602535: 19/04/2004. World Wide Web URL: http://www.ncbi.nlm.nih.gov/omim/

4. Diab M, Raff M, Gunther DF. (2003). Osseous fragility in Marshall-Smith syndrome. Am J Med Genet A. 119(2):218-222.



Revista de la Facultad de Salud Pública y Nutrición
Ave. Dr. Eduardo Aguirrre Pequeño y Yuriria ,
Col Mitras Centro, Monterrey, N.L. México 64460
Tels. (8)348-4354, 348-6080, 348-6447
respyn@uanl.mx